« Home | El Movimiento "Minorías-Mayorías" en San Luis. » | Manifestación contra MSX » | Greenpeace vs MSX » | » | Segunda Reunión Preparatoria. » | Échale Marco » | Todos sabemos acerca de los llamados “balseros” q... » | Conclusión de la huelga estudiantil contra el tran... » | Colectivo Cronopio Invita: Reunión preparativa p... » | Aprovechando los vientos en contra… para que nos h... » 

12.3.06 

Carta de adhesión a la Sexta

San Luis Potosí, SLP, México a jueves 09 de marzo de 2006.

Al Comité Clandestino Revolucionario Indígena Comandancia General del Ejército Zapatista de Liberación Nacional.

A los adherentes a La Otra Campaña.

A los medios independientes.

Al Delegado Zero y la Comisión Sexta del EZLN.


Una búsqueda de la justicia y la libertad de la que carecemos la gente sin poder, necesariamente implica el luchar por nuestra dignidad, es decir, la rebeldía; que como una canción dice, “estalla a lo largo de toda la vida, en la sangre y el corazón”.

Y con este entusiasmo escribo, en esta ocasión representando a “un colectivo” que desde agosto del año pasado ha discutido, ha comentado y ha difundido la Sexta, y por este medio, formaliza su suscripción y adhesión a la Otra Campaña, por los motivos que a continuación se expresan y especifican.

Cómo ustedes habrán observado, en el párrafo anterior digo “escribo” en vez de “escribimos” que parece no coincidir si tomamos en cuenta que es en representación del colectivo, sin embargo, precisamente la base de él se fundamenta en destacar la individualidad.

Colectivo, es un nombre que simboliza la unidad y consecuentemente la organización, algo que a veces nos resulta tan difícil, -y lo vemos en situaciones tanto como las que ustedes cotidianamente viven y las que nosotros vivimos- difícil pero no imposible. Si bien, se dice que cada cabeza es un mundo, nos parece preciso agregar, que también cada cabeza (por lo menos de la Tierra), comparte un mundo.

Y es que ante todo, a los que ahora nos dicen jóvenes; que cuando en la Selva Lacandona un ejército insurgente le declaraba la guerra al gobierno federal, éramos apenas unos niños; dedicamos una buena parte a criticar y contradecir lo que siempre nos han dicho que hagamos o sigamos. Y cuando éramos unos niños nos podían cachetear o gritar que nos calláramos, pero pues ahora ya no dejamos que lo hagan y pues ya no se atreven tan fácil.

Y así crecemos y conforme pasan los años nos vamos modificando en parte por lo que vamos haciendo nuestro y por lo que creemos… y por otra parte, por la manera en como nuestra sociedad nos va condicionando. Y esto determina nuestra rebeldía, que no es algo sin causa como dicen algunos gruñones viejos.

Y en la calle, en los foros, en las protestas, en los fanzines, en el eje de nuestras expresiones culturales se dicen, se sienten y se viven otras experiencias, unas que no salen en los medios masivos, sólo hablan cuando tienen algo que decir en nuestra contra, y las instituciones disimuladamente nos presionan y la gente desconfía de nosotros y nos ve mal.
Pero tampoco hay que idealizar aquello que llaman las subculturas, ni creer que somos víctimas, por que al interior de las escenas socio-culturales que las conforman ocurren también muchas cosas negativas. Envidias que merman las acciones, violencia, autodestrucción, rechazos y todas esas características que también son parte de la humanidad.

Y mientras tanto, muchxs no se dan cuenta de lo que en verdad son, y siguen actuando bajo su limitada percepción, y causan que lamentablemente muchos jóvenes rebeldes empiezan a percibir los aspectos negativos y se decepcionen, y se desunen y se van por su camino, y es cuando a veces se presenta la apatía, la principal destructora de sueños libertarios.

Las generaciones cambian y el movimiento sigue vivo, y de los viejos poco se sabe, sin desmeritar que hay quienes permanecen para siempre en el movimiento y que dan su vida para que se sigan articulando las escenas con los jóvenes rebeldes, y muchos de los viejos se vuelven a encuadrar en los límites que les imponen, y tienen un trabajo porque ya tienen familia, y ya se visten “decentes” y son lo que detestaron de jóvenes y se les pasa la rebeldía como su calentura adolescente. Y no en todos los casos de rebeldía esto pasa, pero aquí queda expresado como nos pasa a nosotros, lo que un individual siente, y es lo que lo lleva a volverse individual.

Pero también en la calle se abusa de nosotrxs. La policía usa a su mejor arma: la represión, y a veces no estamos en colectivo para defender nuestra dignidad. Y no todxs tienen derecho a una educación libre y gratuita como debería ser, y los que trabajan son explotados, y los que trabajan y estudian se rompen la madre y a veces no tienen suficiente tiempo como para obtener una de las escasas becas con las que enajenan a los estudiantes del país; y no todxs están bien alimentados ni tienen buena salud; y si criticamos o protestamos nos segregan y desprestigian. Todo esto es producto de un mal gobierno, uno que rinde culto al capital y mantiene vivo un sistema que nos está destruyendo y nos hace sentir que vivimos en decadencia, como si la vida no tuviera cosas valiosas.

Esto es lo que el Colectivo Jugo Gástrico propone: crear una red de individuales activos. A través de esto le permitirá trabajar a cada uno de sus miembros con relación a sus acciones locales a sus tiempos y a sus modos, y es entonces cuando entra en funcionamiento esta red, por que a través de las acciones locales, los demás miembros generarán difusión necesaria, apoyo mutuo y opinión bajo sus medios, usando incluso las mismas armas sobre las cuales el sistema ha perdido el control. Cada miembro llegará a sus límites personales y actuará bajo su contexto, porque la red no pretende captar una ideología estrictamente definida, sólo la libertaria o la que llaman de izquierda con sus múltiples variaciones y sólo pretende generar una movilización que se adapte a nuevas formas de generar opinión, hacer política y de participación cívica, con eso de que, si hay junta no todos pueden ir, que la resolución y orden del día y que el secretario debe escribir y que el presidente le da continuidad, en fin, maneras que hoy día consideramos obsoletas y es necesario proponer y empezar a actuar. La continuidad está a cargo de sus miembros y al final deberán aportar algo teórico basado en la práctica para mejorar la red y proponer nuevas alternativas en referencia a los nuevos paradigmas que surgen y a los viejos que se han modificado con el tiempo.

Una revolución que quiere decir un cambio profundamente social, en donde converjan diferentes puntos de vista y entonces si se confronte y haya ese choque con la ideología explotadora y por eso decidimos adherirnos y que seamos tomados en cuenta y quien más que las personas al interior de las escenas sean las que hablen de sí mismas y expliquen sus modos y expresen su percepción.

Por último sólo aclaramos que la tardanza de las suscripción de la Sexta se debe a que nuestra red se encuentra en construcción, y no apresuramos las cosas, les damos el tiempo que tomen, pero aun así la acción como individuales siempre estuvo presente en diferentes movilizaciones, ahora seguimos construyendo, aprendiendo y reflexionando.

Esto es lo que expresamos los otros jóvenes, alzando la voz con más inconformidad que nuestros padres y nuestros abuelos juntos.

Abrazos fraternales.
Colectivo Jugo Gástrico

Info

  • ☆ Colectivo Jugo Gástrico
  • ☆ Red de individuales activos no alienados. Inteligencia colectiva.
  • ☆ Tomar conciencia de clase es lo que desestabilizará al sistema y la preservación de los bienes culturales fomentará otro modo de vivir y comprender la realidad.
Acerca de nosotrxs

ap

ap